<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=595473081093353&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
BANNER FONDO BLOG

6 cosas que necesitan los niños tras una emergencia

admin · lunes 6 de noviembre - 2017 >

En los más de 35 años que llevamos trabajando en Chile, y después de atender desastres en más de 15 países diferentes, World Vision conversa con más de 11 mil niños de edades comprendidas entre los 5 y 17 años, sobre las 6 cosas que necesitan los niños tras una emergencia. Esto es lo que nos contaron:

1. “No quiero escarbar en la basura para buscar comida”

Los niños nos dicen que la falta de comida les obliga a escarbar en la basura, comer alimentos pasados, pedir o robar. Su salud se resiente por una incorrecta nutrición y se ven obligados a trabajar para poder ayudar a su familia a comprar comida.

2. “Quiero ir al colegio para poder conseguir un buen trabajo”:

Tras un desastre, los colegios suelen quedar destruidos, sus accesos cortados y los costes educativos suben vertiginosamente, así que las familias necesitan que sus hijos trabajen. Los niños creen que la educación es la mejor manera de conseguir un buen trabajo que les ayude con su futuro y el de sus familias, por lo que se entristecen mucho cuando hablan de no poder ir a la escuela y se preocupan, además, por lo que les afectará a sus vidas.

3. “Necesito un sitio donde jugar”:

Ellos mismos nos comentan que no tienen sitios donde jugar o actividades divertidas que hacer tras una emergencia. Poder jugar para ellos significa escapar momentáneamente de su situación, y adaptarse poco a poco a su nueva vida.

4. “Quiero sentirme seguro cuando voy al baño”:

La sobreexplotación de los recursos y las instalaciones hace que los menores tengan que irse más lejos para acceder a agua limpia y a la red sanitaria. Suelen ser sitios muy concurridos, especialmente por grupos de adultos que les hacen sentir inseguros. Nos hablan de que han sido heridos, atacados, robados o violados durante el largo recorrido que tienen que hacer para conseguir agua limpia o usar el retrete.

5. “Quiero abrazar a mi madre y a mi padre”:

Los niños nos confiesan sentirse estresados y ansiosos después de un desastre. Muchos pierden o se separan de sus familias, mientras los que permanecen junto a los suyos viven el aumento de la tensión que suponen los esfuerzos de la familia para ajustarse a la nueva situación. Según nos dicen, recibir cariño por parte de sus padres o sus cuidadores les hace sentir mucho mejor.

6. “No quiero que me hagan daño nunca más”:

El riesgo de daños a los niños aumenta considerablemente tras un desastre debido a la falta de un refugio seguro. Nos dicen que tienen que hacer grandes esfuerzos para ajustarse a sus nuevas condiciones de vida, y la gran tristeza que esto les causa.Por todo esto, los niños deben ser el centro de las decisiones que se tomen en la Cumbre Humanitaria Internacional y estar además involucrados en la toma de decisiones que les afecten.

Si quieres más información con respecto a cómo ayudar a niños y niñas en caso de una emergencia, ingresa aquí. 

06/11/2017

Artículos más leídos